La oferta y demanda de emigrados

La oferta y demanda de emigrados

Por Jorge V. Ordenes L.

Emigrar a otro país en busca de trabajo, sueldo o mejor sueldo y la posibilidad de ayudar a los que quedan atrás se viene caracterizando cada vez más como ejemplo del espíritu emprendedor de millones de jóvenes de docenas de países americanos, europeos, africanos y asiáticos que de unas décadas a esta parte por un lado han dejado sin mano de obra barata y hasta calificada los lugares de donde salen, también familias fraccionadas y mucha ansiedad; y por otro lado han propendido a modificar los vectores socio-económicos, étnicos y culturales de un sinnúmero de comunidades de regiones receptoras de migración. La migración es el fenómeno que más a contribuido a la multietnicidad y pluriculturalidad de las regiones del mundo por miles de años. En este sentido nadie ha “inventado la pólvora”. La migración de bolivianos sobre todo del Occidente a las zonas menos inhóspitas del Oriente y los valles desde 1952, y particularmente desde 1985, ha hecho posible por ejemplo el Chapare como ente político (y otras cosas) que incluso tiene que ver con el Gobierno actual.

La prostitución y otras formas de maltrato e incluso muerte también son costos atávicos inherentes a los lugares de destino de las migraciones. Por ejemplo, el maltrato que sufren muchos bolivianos emigrados a Brasil y Argentina es una constante que debería llamar la atención a los gobiernos bolivianos en cuanto a la urgencia de crear empleo masivo y bien remunerado en Bolivia. Los requisitos de visa exigidos a los bolivianos por parte de Venezuela es otra forma de maltrato. Otro ejemplo desbastador es que una de las zonas menos patrulladas por las fuerzas de EEUU es el desierto de Sonora, que une México con aquel país, precisamente porque es difícil de cruzar. Ese desierto ha causado 177 muertes de emigrantes en los primeros ocho meses de 2007; 139 durante el mismo periodo de 2006, y 157 en 2005 lo que continúa llamando la atención de los políticos aunque por ahí la cuestión se diluye porque las migraciones obedecen legendarias leyes económicas que los políticos no tiene más remedio que presenciar y obedecer, y desde luego silenciar pero ¿hasta cuándo? O sea que la fuerza que mueve a la gente a emigrar obedece a leyes implacables.

Esas fuerzas tiene que ver con la ley de la oferta y la demanda de fuerza laboral de todo tipo sobre todo en Europa (recibe el 35 % del total de la emigración mundial), EEUU (30 %), Rusia (15 %) y Arabia Saudita (5%). En los países receptores sobre todo EEUU se está viendo cada vez más claramente que quizá no haya alternativa más que decir la verdad en torno a las poderosas fuerzas económicas que impiden la legislación que por ejemplo el EEEUU conservador busca, o sea, la erradicación de la migración jurídicamente ilegal.

Desde barreras “infranqueables” de frontera construidas por empresas como la Boeing, miles de policías muñidos de docenas de aparatos y maquinaria de detección, hasta la guardia nacional con equipo de ejército, e incluso zonas desérticas, se vienen empleando para procurar impedir el ingreso de emigrantes ilegales. Lo interesante es que esas “barreras infranqueables” posiblemente no puedan ser construidas del todo porque buena parte de ellas está hecha con mano de obra barata inherente a la ilegalidad de ciudadanos sobre todo iberoamericanos. O sea que el costo de hacerla con mano de obra “legal” se tornaría prohibitivo.
http://www.eforobolivia.org

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.

A %d blogueros les gusta esto: