Eso de “hacer nuevamente grandioso a EEUU.”

 

Por Jorge V. Ordenes-Lavadenz

El actual presidente de EEUU es autor del ya trillado postulado: “hacer nuevamente grandioso a EEUU”… que tiene de reaccionario de ultraderecha además de ser un trastrueque moral en conflicto con la historia porque, en 2016, el país del norte estaba mejor que nunca… sobre todo después de la crisis financiera mayúscula en que lo dejó la presidencia republicana de George W. Bush.

El giro hacia lo borrascoso fue en noviembre de 2016 cuando unos 70 millones de anglosajones racistas mal informados (EEUU tiene 330 millones), con la ayuda del “Colegio Electoral”, eligieron presidente a un empresario metido a político que perdió el sufragio popular por más de tres millones de votos… y que rehúsa mostrar sus declaraciones de impuestos quizá porque hay cifras que ocultar. La moral flexible de la República de Roma… ahora la tiene la república de George Washington.

Noam Chomsky, profesor de Harvard, filósofo y activista político estadounidense dijo recientemente que lo de “hacer nuevamente grandioso a EEUU” históricamente se refiere al “bienestar” basado en: (1) la nefasta y prolongada institución de la esclavitud que duró hasta 1865… y en la subsecuente pugna por los derechos civiles que se prolongó hasta 1963; y (2) el despojo de territorios de indígenas americanos en las guerras de los tiempos coloniales que se prolongaron hasta la masacre de indios Sioux por parte del ejército de EEUU en la batalla de Wounded Knee (29 de diciembre de 1890) que dio fin a la conquista… y al comienzo de la asimilación cultural y confinaciones forzadas de indígenas niños y adultos en “reservaciones” que perduran. Según el cálculo de la Oficina de Censo de EEUU de 1894, estas guerras de conquista y “limpieza étnica” entre 1775 y 1890 costaron la vida a 370.000 indígenas y a 20.000 invasores blancos. Todo muy “grandioso”, según Mr. Trump.

A lo anterior habría que añadir (3) la explotación de ex esclavos, emigrantes irlandeses y chinos en la construcción de ferrocarriles al oeste, por ejemplo de las compañías Union Pacific Railroad y Central Pacific Railroad que, el 10 de mayo de 1869, por fin unieron rieles en Promontory, Utah, para formar la primera vía transcontinental de EEUU a un costo elevado en vidas humanas; y (4) la histórica y perenne explotación de mexicanos oriundos y inmigrados ilegales en los campos agrícolas y en el sector servicio de EEUU incluso ¡hoy! Todo muy representativo de un pasado “grandioso” de acuerdo a S.E.

A este recuento de “historia grandiosa”, a la que el flamante presidente pretende regresar, hay que añadir el despojo humano y territorial que sufrieron México y España en el sigo XIX. A México arrebató los territorios de lo que hoy son Texas, Nuevo México, Arizona y California. A España “compraron” a la fuerza la Florida en el tratado transcontinental Adams-Onís de 1819 a cambio de cinco millones de dólares de palabrerío porque en realidad fueron a pagar reclamos de EEUU contra una España debilitada sobre todo por conflictos peninsulares internos. En 1898, tras una guerra prefabricada por EEUU, quitó a España las islas Marianas y logró hegemonía de variada gradación en Puerto Rico y Cuba. Todo muy “great” para Mr. Trump.

Pero no fue así cuando EEUU se metió con los británicos de Canadá porque perdieron la batalla de Blandensburgo en agosto de 1814, y los ingleses llegaron a quemar la Casa Blanca y el edificio del Tesoro. O sea que no todo pasado fue “grandioso”. Ni hablar de los campos de concentración de japoneses estadounidenses, los conflictos de Corea, Vietnam, Líbano, Irán-Contra y Watergate et. al. en el siglo XX que fueron lo opuesto a “great…”.

Obama había nombrado 40 funcionarios de rango hasta el 11 de febrero de 2009, Trump había nombrado solo 34 hasta el 17 de febrero. Obama para entonces tenía veinticuatro confirmados por el Congreso, Trump solo catorce. Cualquier referencia a “grandiosidad” histórica debería empezar estudiando el tema… para no hacer el ridículo. Y nada menos que ridículo histórico.

Publicado por Jorge V. Ordenes-Lavadenz

Jorge V. Ordenes L. www.jvordenes:wordpress.com Académico de número de la Academia Boliviana de la Lengua. Ph.D. en literatura hispánica y Licenciado en economía de la Universidad George Washington, Washington, D.C. Ha recibido certificados de cursos de la American Management Association de EEUU, de la ONU de Nueva York, y de la organización Coverdale de Inglaterra. Habla castellano, francés e inglés. Ha enseñado literatura hispánica en EEUU durante diez años. En 1995 recibió una oferta de profesor de la Universidad Nova, de la Florida, pero desistió para regresar a Bolivia. Aparece en Who is Who in Latin America; y en Directory of Latin Americanists, Biblioteca del Congreso, EEUU Fue comentarista de Latin American Research Review, EEUU. Aparece como docente del International Law Institute, EEUU Fue electo "Jack Wolf Scholar" por la Washington Agriculture and Forestry Education Foundation. Miembro del Instituto Cultural Capilla Alfonsina desde 1978, México. Con fecha 20 de octubre de 1980 recibió una carta de felicitación del doctor Hernán Siles Zuazo por escribir y publicar Sinopsis Boliviana (Washinhton, D.C, 1970-1981). Con fecha 22 de diciembre de 1971 recibió carta de “profundo agradecimiento” del embajador de Chile en EEUU, Orlando Letelier, por la “excelente lectura” pública del poema Las alturas de Macchu Picchu de Pablo Neruda. Trabajó veintisiete años en corrección de pruebas, recursos humanos y relaciones públicas del Fondo Monetario Internacional, en Washington, de donde se jubiló en 1995. Ha ofrecido más de 900 conferencias en torno al trabajo del FMI y sobre literatura y cultura en instituciones gubernamentales y educativas de Europa, EEUU, Canadá e Iberoamérica. Ha disertado en conferencias de literatura y macroeconomía. Continúa siendo entrevistado por periódicos, radio y televisión de varios países incluyendo varias veces por la Radio Caracol de Miami, Florida, en 2007. Viaja a menudo a EEUU por motivos de familia y de trabajo de consultoría actualmente con Internacional Development Corporation de Arlington, Virginia, EEUU. Publica semanalmente la columna “Fulcros” en cinco periódicos bolivianos, eforobolivia.org y otros sitios blog de la internet. Ha enseñado en las facultades de derecho y extensión cultural de la UPSA, Santa Cruz, Bolivia. Fue invitado a ser miembro del Consejo Consultivo de la UTEPSA, 2004, Santa Cruz, donde ejerció de profesor de estilo y corrección de pruebas en 2005. Miembro del Consejo Editorial de la revista Signo, La Paz. Ofreció tres módulos (seis meses) de la historia de la literatura desde las vísperas de Colón%

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .

A %d blogueros les gusta esto: